Trastorno Bipolar

El afectado suele oscilar entre la euforia excesiva y fuera de contexto a la depresión de una manera mucho más marcada que las personas que no padecen esta enfermedad

El trastorno bipolar se entiende como la patología que se caracteriza con episodios de tristeza o irritabilidad, llanto fácil, falta de esperanza y disminución de energía, insomnio, dificultad en la capacidad de disfrutar las cosas, pensamientos negativos, dificultad en la concentración, la sensación de estar lento e, incluso, tener ideas suicidas; es decir, un cuadro de depresión. Sin embargo, estos síntomas pueden estar seguidos o interpuestos con periodos de hiperactividad.

Estos pacientes parece que traen un motor y se les ve acelerados; esto los lleva a tener disminución en la necesidad de dormir, pueden dormir un par de horas y seguir con sus actividades sin sentirse cansados, experimentar ira o agresividad. La sensación de pensamiento acelerado la demuestran hablando rápidamente y saltando de un tema a otro sin concluir ninguno, de tal manera que el afectado suele oscilar entre la euforia excesiva y fuera de contexto a la depresión de una manera mucho más marcada que las personas que no padecen esta enfermedad.

Beneficios del tratamiento

El Trastorno Bipolar es un padecimiento que requiere de un apropiado tratamiento farmacológico que lleve al paciente a tener estabilidad emocional que le permita tener una excelente calidad de vida.

Trastorno del sueño

Puede disminuir la funcionalidad de la persona que la padece debido a que le genera irritabilidad, disminución de la energía, dificultad en la concentración y pobre rendimiento laboral o académico...

Esquizofrenia

El paciente puede presentar alucinaciones auditivas y visuales e ideas que están fuera de la realidad, por ejemplo, pueden tener ideas de ser perseguidos o creer que la gente los vigila...

Trastornos de la conducta alimentaria

Algunos ejemplos de los trastornos de la conducta alimentaria son la anorexia y la bulimia...